La MÚSICA nos pertenece a todos.

El ser humano lleva construyendo con distintos materiales diferentes "utensilios,  e instrumentos" que emiten diversos sonidos, y por lo tanto, "haciendo  sus músicas" desde épocas  primitivas remotas.

Es mas que evidente que para muchos historiadores e intelectos en ésta materia,  los sonidos / la Música, fue nuestra primera forma de lenguaje, de expresar  emociones y también de comunicación.                                      Al parecer, mucho antes que el lenguaje,  y posiblemente la escritura, esas primarias "músicas, se realizaron a través de generar o producir variados sonidos, bien sean por golpear sobre algo, soplar o tensar y pulsar algún tipo de "cordón".

Se cree que fueron los Neardentales de los primeros en utilizar, en producir y hacer sonar aquellos iniciales y primitivos "instrumentos" sonoros. Surgiendo así y de forma innata éste novedoso lenguaje sonoro, de expresión  y de comunicación tan ancestral.

Avanzando en el mundo antiguo, existen variados  ejemplos  significativos en distintas civilizaciones mas avanzadas,  los egipcios por ejemplo, utilizaban "la Música"  para sus actos religiosos de importancia, como intermediación espiritual  y también de forma terapéutica. Los griegos la utilizaban para gran¡des actos y sobre todo en sus famosos juegos;  los romanos como gran forma de entretenimiento social y político, de amenización en sus suntuosos palacios y eventos de importancia por sus clases más poderosas y emperadores.  

Como vamos observando, somos de alguna forma, por herencia genética "seres musicales" y constructores de instrumentos musicales en general, en  crear distintos sonidos, sonoridades,  nuestras músicas.                                                                      Es más qué evidente qué nos encanta la Música, nos divierte, emociona, nos conecta entre todos, nos alegra, nos cura el alma, aporta recuerdos; en definitiva, es símbolo social y cultural plenamente extendido mayoritario; siempre nos ha acompañado y ha estado presente a lo largo de los todos los tiempos y seguramente en los venideros. 

 

Con el paso de los milenios, hemos ido utilizando y dando forma a nuevas maneras de expresión sonora y musicalidad, adquiriendo diversas técnicas y materiales según los distintos lugares geográficos y culturas de nuestro planeta _ desde África, en Asia, Europa, América hasta Australia_ . Cada rincón del planeta tendrá sus maneras de sonar, sus  propias músicas e instrumentos concretos que  se irán perfeccionando y/o  transformando con el tiempo.

 

 Más adelante , en los amplios periodos que comprende la  Edad Media la Música se utilizará de forma más explícita  para alabanza de Dios, concebida plenamente por la religión imperante, en los grandes reinos, castillos o fortalezas. En el Renacimiento fue acaparada por el mecenazgo y las familias más  poderosas.

La Música alcanzó  su máximo esplendor en la época barroca, con los grandes monarcas, la escena teatral y los grandes salones palaciegos,  llega así el  Clasicismo más puro  y con él los grandes maestros y compositores.             Es, en estos nuevos compases, una  música fundamentalmente emocional, enérgica, estricta en sus formas;  es la cumbre de la representación, dando pié al nacimiento de los grandes conciertos, surgiendo también la  representación más teatral,  la Ópera, cómo el mayor entretenimiento del momento, especialmente producido para las clases sociales más altas, adineradas y poderosas.

Posteriormente  surge el movimiento o época del Romanticismo, sensibilidad sonora musical  y  belleza en todo su esplendor.  

Hasta entonces, siglo XIX,  los diversos instrumentos  eran los llamados clásicos o acústicos_ de madera_ metal_ percusivos_  de construcción  muy tradicional y siempre artesanal. Pero con la llegada del siglo XX  todo va a cambiar definitivamente para  la Música. Un descubrimiento de suma importancia dará a la Música una nueva forma de sonar, de energía y de expresión. Ese importantísimo avance tecnológico, entre otros qué surgieron de aquellos momentos,  fue la aparición de la electricidad, y su extensión imparable. Con ella comenzó la mayor revolución y desarrollo general experimentado por el ser humano hasta aquel acontecimiento.                                      La electricidad dio luz a todo, nunca mejor dicho, fue un fascinante  progreso  sin precedentes que puso patas arriba a todo lo anterior.  Ésta, junto con las nuevas tecnologías y avances recientes, proporcionará a la nueva música un aire innovador, diferente,  único, mucho mas intelectual. Gracias a ello, los sonidos acústicos pasarán a ser electrónicos, obedeciendo más a  las emergentes leyes de los sonidos, apareciendo nuevas sonoridades, nuevos instrumentos, surgiendo así otros  lenguajes nunca imaginados.

 

Con ésta nueva era de modernización y actualización sonora  musical se amplían, se multiplican  y se rompen todos los moldes sonoros y de lenguaje musicales imperantes hasta el momento.                                                                En tan solo unas décadas, sobre todo a lo largo del siglo XX, todo se renueva al  instante, se cambian los conceptos, surgen otras técnicas, gustos, modos de expresión, estética, los sonidos. Aparecen nuevos compositores, nuevos artistas, nuevos músicos, se implanta a todo de forma general la electrónica;  y con ella los instrumentos y aparatos electrónicos  los sintetizadores, la guitarra eléctrica, los amplificadores, etc, etc.     Con todo ello, emerge una  gran revolución musical sin precedente, los sonidos electrizantes, la válvula, los transistores, la grabación, la microfonía, la amplificación de espacios, los grandes conciertos en directo,  los estudios de grabación,  los efectos de sonido, las mesas de mezcla,  elementos  y herramientas sin parangón, lo nunca visto. Estamos inmersos en la nueva era Analógica. 

Todo el mundo sonoro, el creativo, el compositivo y las expresiones emocionales  son  transformadas. Algo  fascinante y muy emocionante. El siglo XX,  es por tanto, el siglo de la nueva  revolución tecnológica, de la imagen, la  Radio, el comienzo del Cine, los primeros  vinilos, la industria discográfica, el vanguardismo, el surrealismo, etc, etc.  La creatividad y las creaciones artísticas se desbordan en éste nuevo "mundo moderno". Toda una explosión de grandes acontecimientos sociales, industriales, científicos y culturales al más alto nivel hasta la fecha.

Con éste electrizante siglo XX surgen también nuevos estilos musicales desconocidos, impactantes, ruidosos, alocados. Definitivamente,  ahora La Música, "es de todos", nos pertenece todos,  es más popular que nunca  y está mucho más al alcance de todos. Nacen así  emergentes términos creativos, rítmicos  y compositivos, la investigación, la experimentación, la exploración, la sorpresa, el sistema universal MIDI, la computadora, etc, etc.  El culto al sonido y a los sonidos se hace imperante, apasionante e indispensable;  pasamos del modo "mono" al modo "estéreo".

Por otra parte, se libera, de alguna forma, la rigidez conservadora, establecida y cuadriculada en la Música en general, sometida por siglos y siglos a  las estructuras convencionales totalmente clasicistas. El joven mundo analógico y tecnológico está presente, activado, motivado  y muy latente.

En las primeras décadas del siglo XX nacen el Jazz, el Swinglas Big Band, el Blues, el Twist,  etc...                                         También, empujado  por un ímpetu juvenil sin precedente, alrededor de los años 50´surge el  Rock´n´Roll que se extenderá masivamente, dando paso a las primeras formaciones o bandas del momento. Más adelante el Pop en la década de los 60´y  las bandas de Rock a  finales y principios de los 70. Por otro lado musical Hyde canciones, aparecen nuevas tendencias de expresión,  cómo el Soul, el Funk,  la música Discoel Heavy Metalla música electrónica en diversas manifestaciones , cómo el Tecno, el House, la música  Ambient, Chill out,  etc, etc.......

Otro dato importante muy sustancial en éste siglo XX es la aparición con mayor auge en popularidad y cómo incipiente fenómeno social el símbolo "Fan" dentro del  género de la  Canción, que perdurará, de momento, hasta nuestros días....

La Música, junto con la Canción popular cómo género en alza,  llega a su máximo exponente de popularidad y a su masificación más comercial; es el tiempo de la nueva industria discográfica, los primeros D J radiofónicos, el negocio discográfico estalla brutalmente en todas las sociedades más avanzadas, los primeros singles, el LP,  las listas de ventas y los grandes  "Hit" del momento.

Cómo vemos, todo un despliegue creativo, artístico  y empresarial sin límites ni precedente alguno. 

 

La Música sigue y sigue evolucionando.  Hoy en día, en pleno Siglo XXI  el aumento es cada vez mas evidente, mas impactante, con la llegada de nuevas tecnologías. emerge  una nueva época sonora,  la era Digital.  De nuevo, éste cambio, ésta nueva revolución,  se expande masivamente, aplicándose a las nuevas formas de creación y producción musical, de grabación y edición. Se integra definitivamente  el ordenador cómo herramienta indiscutible e indispensable en cualquier  proceso creativo, composiitivo y de producción final.

 Ahora la Música pasa a ser de formato analógico_ cinta_ vinilo_ a  formato  digital _ archivo: Wav_ Mp3.

Todo es un logro en innovadores dispositivos de una gran calidad de procesamiento y audición. El sonido y los sonidos son cada vez más sofisticados,  impresionantes. Se introduce así  el término creativo y profesional del diseño sonoro y de nuevos sonidos  en toda su extensión y características. 

 

Es abrumador, la Música en general, los sistemas de sonido y los propios sonidos, los dispositivos e instrumentos y aparatos actuales se ha vuelto a transformar totalmente, y de manera  indiscutiblemente  en tan solo  unas década. Pero, en mi opinión, hay algo que siempre permanecerá inalterable,  las emociones del compositor, la honestidad creativa,  las ganas de expresar, de compartir y de comunicación con el resto de las personas; esa será siempre la finalidad de la Música,  unir culturas, unir personas, crear vínculos, aportar emociones, sensibilidad, felicidad y placeres en su extensa y más amplia acción a la sociedad.

 

La Música es expresión emocional, es compartir, es unión, es una comunión, es un todo; es lenguaje vivo y está en constante evolución desde el principio de los tiempos. La MÚSICA nos acompañará siempre y pienso que nadie _ ya sea individual, o un colectivo, ya sea academia e institución_ puede atribuirse ni acaparar su supremacía ni legitimidad sobre que es y que nos es... Es de todos. 

Cada cuál hará sus " músicas o canciones" a su manera y con sus maneras, todo dependerá de la honestidad creativa y compositiva que se desarrolle, o bien al crearla, de sus elementos y tecnología presente que se pueda o quieran disponer...,  De nuevo, surgirán nuevas formaciones, nuevos lenguajes y siempre continuará evolucionando.

A veces me pregunto.. ¿Qué formas sonoras, artistas  y expresiones musicales surgirán en las próximas décadas?. en 2030, 2070, en 2100.....¿ ?  ................. La Música seguirá con nosotros  y siempre en constante evolución.....

 

 

Antonio J.Martín.  Composer. Sound Artist.

 

 


Write a comment

Comments: 0